¿Qué es el sistema NO FROST?

¿Qué es el sistema NO FROST?

Los frigoríficos con sistema “No frost” son aquellos que no requiere descongelación del congelador y limita la formación de moho o malos olores en el interior del frigorífico gracias a un sistema compuesto por un motor, un evaporador y un dispositivo de ventilación.

Genera frío de manera uniforme,  repartiéndolo por igual a todos los alimentos, haciendo que éstos se mantengan óptimos durante mucho más tiempo.

Dado que elimina la humedad de su interior y su ambiente es más seco que los frigoríficos que son cíclicos, es aconsejable, para que los alimentos no se vean perjudicados y se resequen, taparlos o bien con film, o guardándolos en recipientes herméticos.

Es el sistema que más rápido que enfría, gracias a él ya no es necesario descongelar para su limpieza y dando como resultado un frigorífico libre de escarcha.

Esta tecnología hace que los alimentos se congelen de forma uniforme eliminando el exceso de agua conservando mejor las propiedades nutritivas y el sabor de los alimentos.

Otra ventaja de este sistema es que permite seleccionar con mayor precisión de temperatura, incluso en algunos modelos podrás elegir de forma independiente la temperatura del frigorífico y del congelador.

Por decir algunas desventajas respecto al frigorífico cíclico, como llevan ventilador en su interior para repartir de forma uniforme el frío, éste produce un constante ruido que puede llegar a ser molesto, más si está dentro del salón.

Si bien es cierto que al ser “No frost” no se precisa descongelarlo, pero es recomendable limpiar el frigorífico por lo menos una vez al año para evitar los malos olores, limpiar las gomas de las puertas para un correcto cierre para no perder frío en el interior y  mantener un correcto funcionamiento del mismo, aumentando su vida útil lo máximo posible.